viernes, 26 de abril de 2013

Un alma lejana en mi corazón

                                       
María Díaz 3ºB
 

    Hay veces que no sabes qué puedes esperarte al día siguiente, y yo soy una de esas personas. Siempre intento imaginar mi vida en un futuro, pero nunca llegaría a pensar lo que iba a sentir en poco tiempo.

    Desde que tengo uso de razón, siempre me he puesto a pensar en lo hermoso que es el apoyo de tu familia. Que hagas lo que hagas, malo o bueno, siempre van a estar diciéndote qué es lo mejor para ti.

    Mi madre no ha podido disfrutar mucho de una parte de su familia, su madre. Mi abuela murió hace muchísimos años y sólo la pudo disfrutar 10 meses. Cerrar los ojos, abrazarla entre mantas, y sentir su calor en el pecho vale  más que todo el universo. Dejó su vida marchar, y ahora, a 25 de Abril de 2013, puedo sentir el gran dolor en el corazón de todas las personas que la querían y la amaban.

    Era verano del 2011, tal vez 31 de agosto. Empecé el día como otro cualquiera, y me senté a añorar algo que me faltaba a mi lado. Brotaron mis llantos en silencio, solitarios en mi habitación. Cogí una foto de mi abuela, y algo en mi interior hizo darme cuenta de que ese era el significado de mi tristeza. En mis pensamientos me imaginaba la textura de sus manos, de sus labios... Y sobre todo, me pregunté qué escondía detrás de su rostro. Tal vez amable, social, no social, triste, alegre, sensible, con carácter fuerte... Y nunca podría saberlo. Entristecida y sola, componía letras de canciones, de poemas..., para que desde el cielo, ella me oyera, y supiera que aun estando lejos, para mí, siempre su alma quedaría marcada en mi corazón; y ahora, era el momento de demostrar todo el sentimiento que había escondido en mis entrañas toda mi vida. Provocadora de mi superación día a día contra las barreras en mi camino, me ha abierto las puertas al amor verdadero. Esto ha cambiado mi vida por completo, estos sentimientos tan profundos, me han hecho ver lo mucho que puedes llegar a querer a una persona tan lejos de tu vida diaria, pero a la vez tan cerca, que nunca podrás admirar ni conocer.
    

No hay comentarios:

Publicar un comentario