miércoles, 19 de noviembre de 2014

Abandonar el tabaco es bueno para la salud incluso si se engorda







Abandonar el tabaco es bueno para la salud incluso si se engorda

El riesgo de morir es hasta un 49% inferior entre quienes dejan el hábito y cogen peso, según un estudio.


Dejar de fumar no es fácil, ya que los efectos que producen la nicotina en el cerebro pueden provocar el famoso síndrome de la abstinencia. Además, existen otros inconvenientes como los kilos de más que suele llevar aparejada esta decisión. Para quienes le frene el aumento de peso, este martes en Chicago se ha presentado un estudio realizado por la Asociación Americana del Corazón , en el que se demuestra que en lo que afecta a la salud, el alza en la báscula es mejor que seguir fumando: el que consigue dejar la dependencia del tabaco, aunque engorde, tiene hasta un 49% un menor riesgo de muerte que los fumadores.
La relación entre dejar el hábito y el aumento de masa corporal es conocida y está bien documentada con numerosos estudios epidemiológicos. Trabajos previos han analizado el peso medio adquirido por los exfumadores, que suele oscilar entre los tres y los cinco kilos. O la tasa de personas que cuando dejan la nicotina cogen peso, que ronda el 70%. También los mecanismos que explican el 
fenómeno en el que intervienen las encimas en el metabolismo de la grasa y que actúan en un doble sentido: aumentando el hambre y reduciendo el gasto de energía.


Adrián Borja Lara y Joseph Alejandro Gutiérrez Southworth  4ºA











No hay comentarios:

Publicar un comentario